3.10.09

Fragmentos de infancia -






…en la primera juventud no sabemos amar de otro modo que apasionadamente y, en consecuencia sólo amamos a las personas perfectas. La niebla de la pasión no tarda en despejarse o en ser penetrada involuntariamente por la luz de la razón.

León Tolstoi

3 comentarios:

clave de sol dijo...

tan cierto...

saludos!
:)

* Lúa dijo...

Así de simple y sencillo pero como cuesta comprenderlo.
Besos!!

Agustina dijo...

Y esa luz a veces se odia, hay quien dice que se vive mejor en la ignorancia.